¡ESCRÍBENOS!

¿Qué es un balón intragástrico y para qué sirve?

Si ya has probado con todo tipo de dietas y regímenes para adelgazar y no has obtenido resultados satisfactorios, posiblemente necesitas la ayuda de otro tipo. Muchas personas han logrado perder peso con el balón intragástrico. Se trata de un completo programa multidisciplinario en el que participan médicos, psicólogos y nutricionistas. El Balón intragástrico es un mecanismo cuyo objetivo es el de crear una sensación de saciedad. Se basa en la reducción de ingesta de alimentos propiciando así una pérdida de peso. Se utiliza a endoscopia a través de la boca, por lo que no es necesario recurrir a la cirugía

balón intragástrico

El Balón intragástrico es una esfera de silicona suave y flexible. Una vez dentro del estómago, y rellenada de una solución salina estéril de color azul, flotará en su interior. De esta forma, ocupará gran parte del mismo, reduciendo la ingesta de alimentos.  Los receptores nerviosos que se encuentran en las paredes del estomago se activarán con el balón gástrico, enviando al cerebro la señal de saciedad. Esta esfera empezará a degradarse gradualmente por acción de los jugos gástricos, aproximadamente a partir del sexto mes.

¿Para quién está indicado el procedimiento de balón intragástrico?

Las principales características que debe de reunir un paciente para aplicarle esta solución son:

– Adultos motivados que tengan un sobrepeso moderado.

– Pacientes con un IMC mayor o igual a 30.

– Pacientes con un IMC de 27 y que presenten 2 comorbilidades.

– Predispuestos a cambiar los hábitos alimenticios y el estilo de vida.

– Predispuestos a colaborar con el equipo médico.

– Mayores de 18 años.

Tras una evaluación previa del interior del estómago mediante un gastroscopio, si no se observa ninguna irregularidad, se procederá a la colocación del Balón intragastrico desinflado. Una vez sedado el paciente, sin anestesia general, el procedimiento dura entre los 20 y los 30 minutos. Una vez colocado en el lugar adecuado, el balón se infla con una solución salina comentada anteriormente. El alta se la dará en unas horas al paciente, tras asegurarnos que el proceso ha salido bien.

Transcurridos los 6 meses, se procederá a retirarlo de la misma forma que fue colocado, vaciándole previamente. Antes de esto, su médico determinará si se ha alcanzado el peso deseado o no.

Tras su colocación, el paciente sentirá un ligero malestar y náuseas durante los primeros días. Se deberá seguir un régimen bajo en calorías. Durante las primeras semanas será líquido y luego se irán incorporando paulatinamente alimentos sólidos. Es fundamental que el paciente no consuma alimentos altos en grasas, azúcares, bebidas con gas y líquidos junto a los alimentos para no llenar la capacidad estomacal rápidamente.

Balón gástrico en Salus Medical Clinic

La eficacia del balón intragástrico como método para perder peso está totalmente demostrada. Se calcula que en pacientes con obesidad importante, la pérdida de peso es cercana a 1 kg a la semana. Sin embargo, hay que insistir en el hecho de que la eficacia a largo plazo, una vez retirado el balón, va a depender de que el paciente modifique sus hábitos dietéticos. Un balón intragástrico es una medida temporal y complementaria a los cambios en el estilo de vida. Desde Salus Medical Clinic os animamos a llevar a cabo este proceso que puede llegar a mejorar la calidad de vida de algunas personas. 

Utilizamos cookies propias y de terceros para poder informarle sobre nuestros productos, mejorar la navegación y conocer sus hábitos de navegación. Si acepta este aviso, continúa navegando o permanece en la web, consideraremos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies